El G20 y el turismo
Martes, 02 Noviembre 2021 09:00

El G20 y el turismo

"Turismo. Sobre la base del trabajo realizado en 2020, continuaremos apoyando una recuperación rápida, resiliente, inclusiva y sostenible del sector turístico, que se encuentra entre los más afectados por la pandemia, con un enfoque particular en los países en desarrollo y las MIPYMES. Respaldamos las Directrices de Roma del G20 para el futuro del turismo y nos comprometemos a tomar medidas para cumplir sus objetivos, en particular con respecto a la movilidad segura y los viajes fluidos y la sostenibilidad y la digitalización. Exploraremos la colaboración en los campos de la economía creativa y la innovación en apoyo del turismo. Con este fin, pedimos a nuestros Ministros de Turismo que prosigan su colaboración con la OCDE, la OMT y otras organizaciones internacionales relevantes."

MINTUR 1250x115
SACRAMENTO - proasur
CIFFT 1250x115
SACRAMENTO radisson
TSTT-1250x115
Arapey 1250x115


por Luis Alejandro Rizzi, desde Buenos Aires, Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. @007Rizzi

En el copete se transcribe el punto 55 de la Declaración de Roma del G20, referido al turismo.

En general este tipo de declaraciones suelen ser más que nada “buenas intenciones” que más de una vez nos llevan de modo directo al infierno, pero es bueno destacarlas y diría en un buen sentido “usarlas” para facilitar, no sé si su recuperación, sino más bien a esta época que nos toca vivir, post pandemia.

Quizás haya que prestar atención a la palabra resiliencia, que la RAE le da el siguiente significado: “Capacidad de adaptación de un ser vivo frente a un agente perturbador o un estado o situación adversa”.

En la historia, los cambios de época son perturbadores, molestos, y no todos tenemos capacidad para la “adaptación”, tanto las personas como las sociedades.

El turismo vive un momento muy molesto, condicionado, en el mundo en general y en algunos países en particular, como es el caso de Argentina y probablemente de los países de la región, por nuestras crisis económicas consecuencia de la pandemia, que nos impactaron a todos.

Pienso que tenemos que pensar el turismo desde un nuevo punto de vista, diría no ya desde destinos en particular, sino desde la región, buscando en el cabotaje regional un transporte saludable y sostenible, probablemente el “tren Maya” en México vaya en esa dirección.

La naturaleza deberá ser un objetivo a desarrollar, hablaría del “turismo verde” y ello nos obliga a repensar proyectos o ideas. Asi como la naturaleza es bella, es incómoda.

Días pasados me hablaban de un proyecto turístico en Catamarca, sobre las sierras de Ancasti que nos ofrece escenarios de singular belleza, pero por el tipo de topografía, se esconden víboras venenosas y otro tipo de alimañas incómodas, como vampiros, que se alimentan de elementos vitales de otros seres vivos, murciélagos, etc, parece que conformarían un obstáculo insalvable.  Pues bien, es en esos destinos “naturales” donde realmente debemos recurrir a la ciencia para prevenir, y en su caso tratar las mordeduras, sin alterar el equilibrio ecológico.

Hay otros destinos en la Argentina como las colonias de pingüinos en Punta Tombo y Península de Valdés, que deberán ser desarrollados manteniendo los escenarios actuales.

Puse estos ejemplos para poner en evidencia las dificultades que habrá que enfrentar y buscar soluciones “naturales”.

Más allá de mis ideas sobre la “pandemia”, que conocen nuestros lectores, se ha producido un cambio de época, quizás los historiadores del futuro le pondrán nombre, nosotros estamos en el momento más complicado y molesto, que es ese que nos obliga a pensar de otro modo.

El párrafo siguiente de la Declaración de Roma del G20, el 56, se refiere a la cultura y la reconoce como factor decisivo para un desarrollo sustentable, y diría, para estos tiempos de cambio de época, y plantea la necesidad de regenerar nuestra economía y nuestras sociedades.
Cultura y turismo será una alianza imprescindible.

El cambio de época es como un parto, doloroso, que generará una nueva época que en algún momento será sustituida por otra.

Es la vida…no existe la eternidad…, hay que saber hacer cosas diferentes.

Portal de América

Escribir un comentario

Promovemos la comunicación responsable. No publicamos comentarios de usuarios anónimos ni aquellos que contengan términos soeces o descalificaciones a personas, empresas o servicios.