Sostenibilidad del turismo III: Confusión sobre la definición del desarrollo sostenible del turismo
Domingo, 13 Marzo 2011 20:40

Sostenibilidad del turismo III: Confusión sobre la definición del desarrollo sostenible del turismo

En torno a la definición del desarrollo sostenible del turismo existe en la actualidad una gran confusión, como se podrá observar en los comentarios que consideramos oportuno hacer al respecto.

TSTT-1250x115
Arapey 1250x115
Fiexpo 2024 1250x115
Mintur verano 1250x115


por Miguel Ángel Acerenza, desde México

A casi 10 años de la primera definición dada por la Organización Mundial del Turismo (OMT) sobre el desarrollo sostenible del turismo, el Comité de Desarrollo Sostenible de la citada organización en su reunión de Tailandia, en marzo de 2004, acordó examinar la referida definición.  El objetivo de dicho examen, según el referido Comité, fue el reflejar mejor las cuestiones de sostenibilidad, emanada de la Cumbre Mundial sobre Desarrollo Sostenible celebrada en la ciudad de Johannesburgo, en el mes de septiembre de 2002.
La nueva definición  de la OMT sobre el desarrollo sostenible del turismo, divulgada en el documento Desarrollo Sostenible del Turismo, Definición conceptual, en agosto de 2004, pone énfasis en el equilibrio que debe existir entre los aspectos ambientales, sociales y económicos del turismo, así como en la necesidad de aplicar principios de sostenibilidad en todos los sectores del turismo, y hace referencia a objetivos mundiales relacionados con la eliminación de la pobreza, como puede apreciarse en el texto  que reproducimos a continuación.

“Las directrices para el desarrollo sostenible del turismo y las prácticas sostenibles son aplicables a todas las formas de turismo en todos los destinos, incluidos el turismo de masa y los diversos segmentos turísticos. Los principios de sostenibilidad se refieren a los aspectos ambiental, económico y sociocultural del desarrollo turístico, habiéndose de establecer un equilibrio adecuado entre estas tres dimensiones para garantizar su sostenibilidad a largo plazo.

El turismo sostenible por tanto debe:

1.    Dar un uso óptimo a los recursos ambientales que son un elemento fundamental del desarrollo turístico, manteniendo los procesos ecológicos esenciales y ayudando a conservar los recursos naturales y la diversidad biológica.
2.    Respetar la autenticidad sociocultural de las comunidades anfitrionas, conservar sus activos culturales, arquitectónicos y vivos sus valores tradicionales, y contribuir al entendimiento  y a la tolerancia intercultural.
3.    Asegurar unas actividades económicas viables a largo plazo, que reporten a todos los agentes unos beneficios socioeconómicos bien distribuidos, entre los que se cuente oportunidades de empleo estable y de obtención de ingresos y servicios sociales para las comunidades anfitrionas, y que contribuya a la reducción de la pobreza.
El desarrollo sostenible del turismo exige la participación informada de todos los agentes relevantes, así como un liderazgo político firme para lograr una colaboración amplia y establecer consenso.  El logro de un turismo sostenible es un proceso continuo y requiere un seguimiento constante de los impactos, para introducir las medidas preventivas o correctivas que resultan necesarias.
El turismo sostenible debe reportar también un alto grado de satisfacción a los turistas y representar para ellos una experiencia significativa, que los haga más conscientes de los problemas de la sostenibilidad y fomentar en ellos unas prácticas turísticas sostenibles.”

Como se habrá podido observar, esta nueva definición dada por la OMT no es más que una de las tantas interpretaciones que se han dado sobre el desarrollo sostenible del turismo. Se trata en realidad de unas directrices para encarar su desarrollo,  pero no  define al desarrollo sostenible del turismo como tal.
Pero existe en esta definición otro aspecto importante que vale la pena señalar, y es que en el propio texto de dicha definición  se menciona, como algo adicional, que “El turismo sostenible debe reportar también un alto grado de satisfacción a los turistas…”
Consideramos que el enfoque a partir del cual se ha conceptuado el desarrollo sostenible del turismo en esta nueva definición del Comité de Desarrollo Sostenible de la OMT no es correcto, y es el que ha contribuido a  generar la confusión que se observa en la actualidad en torno al desarrollo de este tipo de turismo.  Se ha confundido el propósito del desarrollo sostenible del turismo, con las condicionantes en las cuales este debe darse.
En efecto, si por desarrollo entendemos crecimiento económico y mejora de la calidad de vida de la población, como lo mencionamos en el primer artículo de esta serie, y consideramos que el turismo contribuye al mejoramiento de esa calidad de vida. Y tenemos en cuenta además, que el desarrollo sostenible según surge de la definición adoptada en la Declaración de Río de 1992, “debe satisfacer las necesidades de la generación presente sin comprometer la capacidad de las futuras generaciones para satisfacer sus propias necesidades”, podemos perfectamente definir el desarrollo del turismo sostenible de la siguiente manera:

El desarrollo sostenible del turismo satisface las necesidades de los turistas actuales, respetando los principios de sostenibilidad  económica, sociocultural y ambiental, así como la diversidad biológica y los ecosistemas de los cuales depende, para no comprometer la capacidad de las futuras generaciones para satisfacer sus propias necesidades en materia turística.

La definición propuesta no sólo es compatible con el concepto de desarrollo  sostenible adoptado en la Declaración de Río de 1992, sino que deja muy claro también que el propósito del desarrollo sostenible del turismo es la satisfacción de los turistas, y que la sostenibilidad es la condicionante en la cual debe llevarse a cabo este desarrollo.  Y no al revés, como se menciona en esta  segunda definición dada por la OMT.

Lo cierto es que la confusión existente en torno al concepto de desarrollo sostenible del turismo, ha hecho que muchos países  carezcan de políticas claras para orientar su desarrollo, como veremos en el próximo artículo.

Portal de América - Foto www.termometroturistico.es





Comentarios  

este libro tiene mucha informacion y hay q saber entenderlo, quisiera agradecer al autor de este libro y decirle que me gustan mucho sus libros ademas me es muy util esta infomacion ya q soy estudiante de este sectoe q es el turismo... bueno yo seguire leyendo e investigando mas de este tema gracias...
Uno de los grandes problemas en cuanto a las definiciones de lo que atañe al TURISMO es precisamente el punto desde el que se hace la definición. Todas las definiciones parten del punto de vista del TURISTA, y no desde lo que implica la actividad para el destino o las comunidades que reciben al turista.
Es verdad que el turista es uno de los elementos principales en esta actividad, pero se debe comienzar a considerar la actividad desde perspectivas más amplias y holísticas que consideren que los activos que vende el turismo son patrimonio, primero de las comunidades en las que se lleva a cabo la actividad (el patrimonio natural y el patrimonio cultural, tangible e intangible). Es importante asumir que se está haciendo uso de algo que le pertenece a todos, y que se debe procurar que se banaficien todos de la comercialización de estos activos, pensando también en la conservación de dichos activos para que las siguientes generaciones puedan beneficiarse también.
La sustentabilidad en el turismo es mucho más crítica de lo que se considera, ya que se está consumiendo el PATRIMONIO NATURAL Y CULTURAL de la humanidad, y si el TURISMO no se aboca a proteger dicho patrimonio, está no solo arriesgando su propia viabilidad a futuro, sino que está poniendo en entredicho la viabilidad de la raza humana.
La definición que Usted propone es muy parcial y se concentra en los intereses del TURISTA.
La definición última de la OMT implica los intereses del visitante, y al mismo tiempo incluye los de las comunidades de personas que se ven afectadas por la visita del Turista... Lo que lleva a la posibilidad de encontrar un equilibrio entre los intereses encontrados de ambas partes.
Un saludo cordial!

Gerda Warnholtz.

Escribir un comentario

Promovemos la comunicación responsable. No publicamos comentarios de usuarios anónimos ni aquellos que contengan términos soeces o descalificaciones a personas, empresas o servicios.