En la reapertura de fronteras, ¿cómo se comprobará que ingrese gente sana? #PdaRadio35
Viernes, 12 Marzo 2021 01:04

En la reapertura de fronteras, ¿cómo se comprobará que ingrese gente sana? #PdaRadio35

El disparador de esta reflexión editorial es la posibilidad de reapertura de fronteras en distintas regiones y países, para lo cual uno de los instrumentos fundamentales para que ocurra es el uso de un "pasaporte sanitario" o "pasaporte verde", nombre que cambia de un país a otro. También las aerolíneas intentan instalar algo similar, llámese el Iata Travel Pass (usado por Singapore Airlines, Qatar Airways, Emirates y otras) o el VeriFly (usado por American Airlines y otras).

TSTT-1250x115
SACRAMENTO - proasur
CIFFT 1250x115
Arapey 1250x115
SACRAMENTO radisson
MINTUR 1250x115

 

 

La siguiente es la información utilizada como disparador, parte está contenida en la reflexión y parte no. La ponemos a disposición de nuestros seguidores para que entiendan lo difícil que está siendo llegar a un acuerdo global al respecto.

La encuesta de IATA

La Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) anunció los resultados de su última encuesta de viajeros recientes, que revela una mayor confianza en un regreso a los viajes aéreos, frustración con las restricciones de viaje actuales y aceptación de una aplicación de viaje para administrar las credenciales de salud para viajar.

Como siempre, falta toda la información que conforman el marco de la encuesta, como mínimo número de encuestados, nacionalidad(es), edades, sexo, motivo del viaje y recurrencia. Por lo tanto, si bien la información la dan como hechos confirmados, debe tomarse sólo como indicadores de tendencias.

Restricciones para viajar
- El 88% cree que al abrir las fronteras, se debe lograr el equilibrio adecuado entre la gestión de los riesgos de COVID-19 y hacer que la economía vuelva a funcionar.
- El 85% cree que los gobiernos deberían establecer objetivos de COVID-19 (como la capacidad de prueba o la distribución de vacunas) para reabrir las fronteras
- El 84% cree que el COVID-19 no desaparecerá y necesitamos gestionar sus riesgos mientras vivimos y viajamos normalmente.
- El 68% estuvo de acuerdo en que su calidad de vida se ha visto afectada por las restricciones de viaje.
- El 49% cree que las restricciones a los viajes aéreos han ido demasiado lejos. Si bien existe un apoyo público a las restricciones de viaje, cada vez está más claro que las personas se sienten más cómodas manejando los riesgos de COVID-19.
- Las personas también se sienten frustradas por la pérdida de la libertad de viajar, y el 68% de los encuestados indica que su calidad de vida está sufriendo como resultado. Las restricciones de viaje tienen consecuencias sanitarias, sociales y económicas. Casi el 40% de los encuestados informaron tener estrés mental y perderse un momento humano importante como resultado de las restricciones de viaje. Y más de un tercio ha dicho que las restricciones les impiden hacer negocios con normalidad.

Tendencias futuras de viajes
- El 57% espera viajar dentro de los dos meses posteriores a la contención de la pandemia (mejoró desde el 49% en setiembre de 2020)
- El 72% quiere viajar para ver a familiares y amigos lo antes posible (mejoró del 63% en setiembre de 2020)
- El 81% cree que será más probable que viajen una vez que se vacunen
- El 84% dijo que no viajará si existe la posibilidad de una cuarentena en el destino (en gran - parte sin cambios desde el 83% en setiembre de 2020)
- El 56% cree que pospondrá los viajes hasta que la economía se estabilice (mejoró desde el 65% en setiembre de 2020)

Las respuestas de la encuesta nos dicen que las personas tienen más confianza para viajar. Aquellos que esperan viajar dentro de unos meses de la "contención de COVID-19" ahora representan el 57% de los encuestados (mejoró desde el 49% en setiembre de 2020). Esto está respaldado por el lanzamiento de la vacuna, que indica que el 81% de las personas tendrán más probabilidades de viajar una vez vacunadas. Y el 72% de los encuestados desea viajar lo antes posible después de que el COVID-19 esté contenido para ver a amigos y familiares.

Hay algunos vientos en contra en las tendencias de viajes. Aproximadamente el 84% de los viajeros no viajará si se trata de una cuarentena en el destino. Y todavía hay indicios de que la recuperación en los viajes de negocios llevará tiempo, ya que el 62% de los encuestados dicen que es probable que viajen menos por negocios incluso después de que el virus esté contenido. Eso es, sin embargo, una mejora significativa desde el 72% registrado en setiembre de 2020.

Pase de viaje IATA
- El 89% de los encuestados cree que los gobiernos deben estandarizar los certificados de pruebas y vacunas
- El 80% se siente alentado por la perspectiva de la aplicación IATA Travel Pass y la usaría tan pronto como esté disponible.
- El 78% solo usará una aplicación de credenciales de viaje si tienen control total sobre sus datos
- Las credenciales de salud para viajes ya están abriendo fronteras a algunos países. IATA cree que tal sistema necesita estándares globales y el más alto nivel de seguridad de datos.

La encuesta produjo datos muy alentadores que indicaban la voluntad de los viajeros de utilizar una aplicación segura para teléfonos móviles para administrar sus credenciales de salud de viaje. A cuatro de cada cinco personas encuestadas les gustaría utilizar esta tecnología tan pronto como esté disponible. También esperan que las credenciales de salud para viajes (vacunas o certificados de prueba) deban cumplir con estándares globales, un trabajo que gobiernos, aerolíneas y IATA aún están desarrollando, y no siempre en forma coordinada. La OMS no habría iniciado ninguna acción al respecto.

Pero los encuestados también enviaron un mensaje claro sobre la importancia de la seguridad de los datos. Alrededor del 78% de los viajeros no utilizarán una aplicación si no tienen el control total de sus datos. Y alrededor del 60% no utilizará una aplicación de credenciales de viaje si los datos se almacenan de forma centralizada.

El IATA Travel Pass estaría diseñado "con el pasajero como prioridad", por lo que los pasajeros tendrán su información en sus teléfonos celulares y tendrán el control total de a dónde se envía esos datos. No hay una base central.

Los "pasaportes sanitarios" en desarrollo y la posición de la OMS

Al momento, hay varios pasaportes de salud a nivel mundial. American Airlines, British Airways, Iberia y Alaska Air utilizan el VeriFly, mientras que IATA en colaboración con Singapore Airlines, Qatar Airways, Emirates, Etihad, el Grupo Internacional de Aerolíneas, Malaysia Airlines, airBaltic, Rwandair, Copa Airlines, Qantas, Air New Zealand y Gulf Air planea introducir el IATA Travel Pass en las próximas semanas. Singapore Airlines será la primera aerolínea en llevar a cabo pruebas con el IATA Travel Pass entre el 15 y el 28 de marzo con pasajeros que vuelen de Singapur a Londres.

Islandia, Polonia, Israel y Grecia, entre otros países, han comenzado a aplicar el denominado “Pasaporte Sanitario” o “Pasaporte Verde” exigido a los viajeros con la certificación de que ya están vacunados contra el COVID, aunque la OMS desaconseja su implementación y también en Francia y Alemania los consideran una restricción a las libertades individuales.

Michael Ryan, director ejecutivo del Comité de Emergencias de la OMS, afirmó que la organización “no aconseja el uso de la certificación de inmunidad como requisito previo para viajar” en esta etapa de la pandemia porque "la vacuna no está ampliamente disponible y (el pasaporte) en realidad tendería a restringir los viajes más que a los permisos de viaje".

“Una vez que la vacuna esté ampliamente disponible y haya claridad sobre la dinámica de transmisión, los pasaportes de vacunación contra enfermedades pueden formar parte de una estrategia a largo plazo para el control de enfermedades y para la prevención de la enfermedad que potencialmente se traslada de un lugar a otro, como hemos visto con los requisitos de vacunación contra la fiebre amarilla, que han estado vigentes durante una gran cantidad de décadas”, comparó Ryan.

Por el contrario, otro funcionario de la OMS, aportó un diagnóstico contradictorio y hasta opuesto sobre los pasaportes. David Nabarro, enviado especial de la OMS para COVID-19 y ex candidato a director General de la OMS, en una entrevista con Sky News admitió que los pasaportes sanitarios podrían ser una parte importante de las futuras regulaciones de los viajes internacionales para detener la propagación del COVID-19.

Un número creciente de países de todo el mundo ya están avanzando para crear sistemas de pasaportes de vacunas, acompañados de algunos acuerdos de viaje bilaterales como el celebrado entre Israel, Grecia y Chipre.

Islandia, una isla con volcanes y glaciares con poco más de 360 mil habitantes y a cuatro horas de vuelo desde Londres, se convirtió en el primer país del mundo en exigir un pasaporte sanitario, solicitud con la que también coquetean Polonia y Dinamarca.
Una lista cada vez mayor de países de Europa, así como algunas naciones de Asia, África y Medio Oriente, ya están avanzando con planes para pasaportes de vacunas digitales y vacunas obligatorias para los viajeros que ingresan por sus aduanas.

Dinamarca y Suecia también han anunciado que tienen sistemas de pasaportes digitales en proceso, que se utilizarán no solo para viajar, sino también para grandes eventos deportivos o culturales que se realicen en sus respectivos países.

Si el pasaporte danés o pasaporte corona “empieza cuando COVID-19 ha dejado la sociedad, será demasiado tarde. Con este proyecto estamos muy seguros de que tendremos un verano de alegría, fútbol, ​​música. Así que es mejor empezar ahora a planificar”, agregó Lars Ramme Nielsen, director de turismo de la Cámara de Comercio de Dinamarca, también en una entrevista con CNN.

En Filipinas, un proyecto de ley que crea un sistema de pasaporte de vacunas está para su tratamiento en el Senado. Y en África, el insular Mauricio puede convertirse en el primer país del continente en exigir un comprobante de vacunación COVID para que los turistas ingresen a sus paradisiacas playas, casi la exclusiva fuente de divisas.

Nabarro recordó que los países de la UE piden un acuerdo internacional, basado en los requisitos de vacunación contra la fiebre amarilla, en las normas sanitarias internacionales de la OMS.

El Reglamento Sanitario Internacional (RSI) de la OMS tiene un precedente para los pasaportes de la vacuna COVID. Los requisitos existentes del RSI permiten que los países donde la fiebre amarilla es endémica exijan una prueba de vacunación contra la fiebre amarilla a los viajeros que ingresan, y casi todos los países se adhieren estrictamente a ese principio.

Estados Unidos está investigando la viabilidad de incluir la vacuna COVID-19 en la documentación de los Certificados Internacionales de Vacunación o Profilaxis (ICVP), el sistema RSI establecido para documentar el estado de vacunación contra la fiebre amarilla.

España, Grecia y Chipre también han expresado recientemente su apoyo a un pasaporte de inmunidad reconocido internacionalmente, en particular para garantizar que los estados miembros de la UE tengan un enfoque unificado y un entendimiento común de los certificados de vacunación.

Mientras tanto, algunos países no esperan una acción internacional: en los últimos días se firmó un acuerdo de viaje entre Chipre, Grecia e Israel, que permite a los ciudadanos vacunados viajar libremente entre los tres países.
Por el contrario, la semana pasada, Nadhim Zahawi, ministro de Gran Bretaña para el Despliegue de Vacunas COVID, insistió en que no había ningún plan para introducir un pasaporte de vacuna.

"Las vacunas no son obligatorias en este país ... no es así como hacemos las cosas en el Reino Unido", dijo Zahawi en una entrevista con la BBC. “Todavía no sabemos cuál es el impacto de las vacunas en la transmisión y sería discriminatorio”.

También las principales voces de Francia y Alemania han expresado su preocupación por los sistemas de pasaportes de vacunas que puedan resultar discriminatorios.

El Consejo de Ética de Alemania desaconsejó otorgar libertades especiales a las personas vacunadas, ya que sería "inaceptable" levantar las restricciones de forma individual y podría alentar a otros a no cumplir con las medidas de salud pública.

“El levantamiento de las restricciones a las libertades civiles antes [de la reducción del número de casos] exclusivamente para las personas vacunadas, podría a lo sumo justificarse si estuviera lo suficientemente seguro de que ya no podrían propagar el virus”, analizó el Consejo, sin embargo, esa evidencia aún no existe.

Además, en Francia, que tiene tasas bastante altas de vacilación por las vacunas, la población puede percibir un programa de pasaporte de vacunas como un esfuerzo para hacer que la vacunación sea obligatoria. Los funcionarios también han señalado que hasta ahora solo una parte limitada de la población ha tenido acceso a una vacuna.
El concepto no es nuevo. Muchos países imponen la obligación de vacunarse de ciertas enfermedades para entrar en su territorio. OMS dice que iría contra el “principio de equidad”.

El pasaporte de vacunación chino

Las autoridades de China lanzaron un programa de certificados de salud para los ciudadanos que viajen a destinos internacionales, mediante el cual podrán mostrar el estado de vacunación de los usuarios y los resultados de pruebas de detección de covid-19.

El uso de este pasaporte de salud tiene el objetivo de ayudar a promover la recuperación económica y facilitar los viajes transfronterizos, dijo el Ministerio de Relaciones Exteriores de China.

El certificado estará disponible para los ciudadanos chinos a través de un programa en su plataforma de redes sociales WeChat, además de que también estará disponible en formato físico. Por medio de un código QR cifrado, las autoridades podrán obtener la información sobre la salud de los viajeros.

La aplicación rastreará la ubicación de los usuarios para verificar que no entren en contacto cercano con casos confirmados de contagio.

No hay información sobre los países con los que China está trabajando para reconocer los certificados.

Portal de América

Escribir un comentario

Promovemos la comunicación responsable. No publicamos comentarios de usuarios anónimos ni aquellos que contengan términos soeces o descalificaciones a personas, empresas o servicios.