Impulsar ordenadamente el turismo de naturaleza
Viernes, 16 Enero 2015 09:11

Impulsar ordenadamente el turismo de naturaleza
El turismo de naturaleza es uno de los segmentos de mercado con más potencial de crecimiento en México y el Consejo de Promoción Turística de México (CPTM), que dirige Rodolfo López Negrete, se dispone a promoverlo más este año, lo que puede ser un “arma de dos filos”.
Arapey 1250x115
SACRAMENTO radisson
SACRAMENTO - proasur
MINTUR 1250x115
CIFFT 1250x115
TSTT-1250x115

por Carlos Velázquez

A finales de la administración pasada, fotografías espectaculares del Sótano de las Golondrinas, en San Luis Potosí, dejaron boquiabiertos a quienes las vieron en promocionales que incluso fueron exhibidas en Times Square en Nueva York.

Descender a rapel desde el tiro superior de una cueva hasta su base a cientos de metros abajo, mientras miles de golondrinas vuelan alrededor, es una visión que anima a los aventureros.

El problema no sólo es que pocos tienen las características físicas y mentales para hacerlo (un escolta del entonces presidente Felipe Calderón entró en pánico, por ejemplo, cuando pretendía acompañar a su jefe); sino que la comunidad donde se encuentra ha cambiado frecuentemente las reglas de acceso.

Otro caso es el de la pequeña playa que encierran las islas Marietas, en Nayarit; pues los atractivos cárteles e imágenes que ha producido el CPTM animan a muchos, que luego encuentran un espacio abarrotado de viajeros.

El problema no es del Consejo, en realidad habría que celebrar la creatividad de las campañas y la calidad de las propuestas visuales; pero sí es relevante que haya una mayor coordinación con otras autoridades involucradas.

Concretamente la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), que dirige Juan José Guerra Abud, tiene un área de oportunidad para establecer mejores reglas de acceso a estos sitios y cobrar por hacerlo.

El precio tendría que ser la barrera de entrada, y si una persona ya pudo pagar mil quinientos pesos por ir en un barquito a las Marietas, pues habría que cobrar otros 500 por entrar a la pequeña playa, aunque también se abran espacios a estudiantes o personas con algún interés especial que no puedan pagar esa suma, como sucede en los museos.

Ese dinero podría ser invertido en la conservación de los espacios y no diluirse en un fondo de destino incierto, como pasa ahora con los 10 pesos que cuesta entrar a la playa.

Hace unos días Natgeo lanzó con bombo y platillo en Estados Unidos su colección de los mejores lodges del mundo, con precios de mil dólares o más por pasar una noche.

El interés creciente por el turismo de naturaleza es una tendencia y el CPTM impulsa esta fortaleza de México; el gran reto es aprovechar esta decisión de manera ordenada pues, de lo contrario, aquí también prevalecería la visión de un país con ideas de primer mundo y una realidad que no las sostiene.

Portal de América - Fuente: www.dineroenimagen.com

Escribir un comentario

Promovemos la comunicación responsable. No publicamos comentarios de usuarios anónimos ni aquellos que contengan términos soeces o descalificaciones a personas, empresas o servicios.