Desconcierto Peruano
Martes, 20 Enero 2015 22:22

Desconcierto Peruano
En las últimas semanas se ha difundido por las redes una desconcertante noticia. Perú, un destino atractivo, en franco crecimiento y con buena imagen internacional, ha roto su tendencia al crecimiento del número de visitantes de los últimos años. Esto ha coincidido con la llegada al equipo ministerial de una profesional experimentada, conocedora del sector y de los mercados internacionales actuales.  ¿Cual puede ser la causa de esta bajada del ritmo de  crecimiento?
Arapey 1250x115
CIFFT 1250x115
TSTT-1250x115
SACRAMENTO - proasur
SACRAMENTO radisson
MINTUR 1250x115

por  Lluis Mesalles

Una respuesta que me viene a la mente de inmediato, podría ser que al llegar al organismo una profesional, las cuentas se hagan de forma más rigurosa, con resultados más reales que antes. Esta podría ser una explicación justificable para el cambio de la tendencia.

Pero personalmente me inclino más por otra explicación. Empiezan a aparecer los síntomas de agotamiento del mercado para la oferta peruana. Visitar monumentos puede ser poco divertido, la excelente gastronomía puede estar fuera del alcance de las economías del turismo masivo. Pienso que no hay más remedio que iniciar un proceso de reingeniería interna para repensar el producto turístico peruano, replantearse los mercados objetivo, apostando por otros nuevos atractivos y valores.

Todo es una cuestión de producto y mercado. Tratemos de hacer coincidir ambos, analizando sus preferencias, sus intereses, las capacidades del producto. Como siempre digo, es muy dificil colocarse en la mente del otro desde nuestra propia perspectiva. En el caso del Perú, ¿habremos considerado adecuadamente los mercados a los que debemos dirigirnos, y sus intereses, teniendo en cuenta lo que ofrecen nuestros competidores vecinos?

Conocido ésto, ¿como podemos ajustar el producto para que coincida con la demanda? El Peru tiene muchas opciones, que tendremos que presentar y entregar al visitante de forma que le sea atractivo. Y lo más importante, los atractivos deben crear vínculos con el viajero. Si son elementos en una lista de visitas “antes de moriri”, no repetiremos, se convertirá solamente en una experiencia personal, que quedará en nuestra memoria.

Si deseamos ver crecer la industria del turismo, las llegadas internacionales, y la economía de los lugareños, es el momento de singularizar la oferta, de darle una forma particular, sin tratar de copiar otros destinos, sino más bien tratando de crear un producto novedoso. Un producto vivencial que implique a todo el país, más allá de monumentos y restaurantes.

Hay tantas cosas que ver en el Perú, tanto que disfrutar, tanto que vivir, tanto que compartir.

Portal de América - Fuente: www.boletin-turistico.com

Escribir un comentario

Promovemos la comunicación responsable. No publicamos comentarios de usuarios anónimos ni aquellos que contengan términos soeces o descalificaciones a personas, empresas o servicios.